jueves, 26 de mayo de 2016

#147 | No somos del mundo

1Sa 8:19 | Y aunque Samuel les advirtió a los israelitas todo esto, ellos no le hicieron caso. Al contrario, le dijeron:
—¡Eso no nos importa! ¡Queremos tener un rey!
1Sa 8:20 | ¡Queremos ser como las otras naciones!
¡Queremos un rey que nos gobierne y que salga con nosotros a la guerra!
Eso mismo fue lo que le dijeron los israelitas a Samuel, incluso sabiendo las consecuencias de la decisión que estaban por tomar y no pude pasar por alto la punzada que me deja por la forma tan directa de las personas que dijeron esto de rechazar a Dios. Inmediatamente recordé una frase que nos lleva a Jesús: “Nosotros estamos en el mundo, pero no somos parte del mundo”.

Más allá del contexto (Samuel viejo y sus hijos haciendo desastre; 1 Samuel 8:1-5), los israelitas declaraban querer alguien que les gobierne porque los otros pueblos tenían reyes, así dejan en claro el rechazo a Dios como su rey y el deseo por ser iguales a quienes odiaban a Dios. Pero he aquí algo que debemos aprender. Jesús y los apóstoles nos enseñan que los que hemos creído y confiado en Dios, aceptamos ser seguidores y discípulos de Cristo, aceptando a Jesús en nuestro corazón y vida, hemos sido elegidos para ello (Juan 15:16). Pero no debemos caer ante las dificultades ni los complejos por ser cristianos que el mundo nos quiere colocar, porque:
Juan 15:19 | Si ustedes fueran del mundo, el mundo amaría lo suyo;
pero el mundo los aborrece porque ustedes no son del mundo,
aun cuando yo los elegí del mundo.
Aunque personas te enfrenten por tu Fe, aunque a otros que no creen en Dios les vaya mejor, aunque otros tengan lo que no tienes, no significa que seamos menos. Nosotros, como hijos por Dios, no debemos ser cómo el mundo, debemos ser más cercanos a cómo es Cristo, nuestro único Rey.
1Jn 2:15 | No quieran ustedes ser como los pecadores del mundo,
ni tampoco hacer lo que ellos hacen.
Quienes lo hacen, no aman a Dios el Padre. 

miércoles, 25 de mayo de 2016

#146 | Dios te está entrenando

Samuel fue escogido por Dios desde antes de nacer y ya había marcado su destino antes de su nacimiento. Samuel fue colocado en un lugar donde había pecado, a pesar de que era casa de Dios, había entre quienes le servían personas que despreciaban a Dios y eran egoístas. Pero Dios preparó una renovación para su casa, Samuel fue entrenado. La Biblia dice cómo creció Samuel y estos detalles reflejan el plan de Dios.
1Sa 2:18 | El niño Samuel, por el contrario, servía fielmente a Dios.
1Sa 2:21b | Mientras tanto, el niño Samuel crecía bajo el cuidado de Dios.
1Sa 2:26 | Mientras tanto, el niño Samuel seguía creciendo, y Dios y la gente lo querían mucho.
1Sa 3:1 | Por su parte, el niño Samuel servía a Dios bajo la dirección de Elí […]
1Sa 3:3 | Samuel dormía en el santuario, que es donde estaba el cofre del pacto de Dios.
Y cuando llegó el momento, Dios mismo anunció su plan y declaró bendición para el elegido.
1Sa 2:35 | » Sin embargo, yo pondré en mi santuario a un sacerdote fiel,
que hará todo como a mí me gusta. Haré que su familia viva
mucho tiempo, y que sirva al rey que he elegido.
Dios nos escogió para llevar a cabo un plan para renovar el lugar donde fuimos colocados y para eso debemos ser entrenados. Dios nos declara sacerdotes, templo, realeza, hijos y guerreros. Y para cada uno de estos “oficios”, Dios nos entrena para que cumplamos con su plan. Por eso, cada día debemos buscar de su Palabra, estudiarla y aprehenderla.

A través de los versículos resaltados en el crecimiento de Samuel vemos lo que debemos saber e incorporar: 

  • Dios estaba presente en su vida y en su crecimiento tanto físico como espiritual.
  • El servicio a Dios era fiel.
  • Dios y la gente lo querían.
  • Estaba bajo la dirección de su autoridad.
  • Descansaba en la Presencia de Dios.
  • Su servicio tendría recompensa.
Dios quiere que, como su templo (1 Corintios 3:16), seamos sacerdotes fieles que se renueven cada día y habiten en Su Presencia. Dios quiere que quitemos todo malo de nosotros y crezcamos espiritualmente. Dios quiere que busquemos descanso en Él y que le sirvamos para que nos vaya bien. Dios quiere que aceptemos ser puestos bajo autoridad y que aceptemos ser dirigidos y re-redirigidos. Y cuando nosotros estemos bien alineados a su plan, entonces la gente a nuestro alrededor lo verá aunque pensemos que no hacemos nada fuera de lo normal. Así, el lugar donde estemos será bendecido por la Presencia de Dios que vive en nosotros y todo lo haremos como para Cristo y no para los hombres (Colosenses 3:23) de manera natural. Por eso, no te rindas si las cosas se ponen difíciles, porque Dios te está entrenando.        

martes, 24 de mayo de 2016

#145 | Dar gracias

Si de veras quieres honrarme,
tráeme ofrendas de gratitud.
Si corriges tu conducta,
yo te salvaré».
Salmos 50:23
Dios nos da la oportunidad de dejarnos ayudar, nos pide cosas a nuestro alcance y que somos capaces de hacer con Él. Dios se enoja cuando le ofendemos y nos amigamos con la maldad. Él quiere que corrijamos nuestra conducta, nuestros malos hábitos y diario vivir. Si somos agradecidos a Dios, le honramos, seremos salvados y aconsejados. Por eso, debemos callar antes de quejarnos, hablar mal o mentir, debemos reprender al ladrón y al que hace lo malo. Y si somos nosotros los que somos así, debemos dejarnos corregir por Dios para ser de su agrado y no volver a caer en lo mismo.

lunes, 23 de mayo de 2016

#144 | Cargas

Mi amigo, te aconsejo
que pongas en manos de Dios
todo lo que te preocupa;
¡él te dará su apoyo!
¡Dios nunca deja fracasar
a los que lo obedecen!
¡Por eso siempre confío en él!
Salmos 55:23
Si podemos nuestras preocupaciones en las manos de Dios, Él nos ayudará y no nos dejará fracasar. Por eso, no te rindas a buscar todo lo que le agrada y sé obediente a Dios. Así, siendo fiel y confiando en Dios, Él te aligerará las cargas cuando tus preocupaciones busquen acumularse.

domingo, 22 de mayo de 2016

#143 | Declarar sin temor

Nunca tuvo miedo de hablar del reino de Dios, ni de enseñar acerca del Señor Jesús, el Mesías, ni nadie se atrevió a impedírselo.
Hechos 28:31
Una vez aprendí que el miedo es una decisión, puede parecer natural, pero desde el momento en que decidimos tener miedo de algo o alguien, hasta que no quitemos eso de nuestra mente, no se irá solo. Dios dijo que no nos ha dado espíritu de temor, nos da la seguridad y entendimiento para no tener miedo. 
Dios renueva nuestra mente si se lo permitimos. Si decidimos buscar de Dios y aprender a ser referentes de Su reino, Él nos fortalecerá para enfrentar nuestros miedos y quitarlos de nuestra mente. Y sin miedo, siempre podremos hablar de las maravillas de Dios, de la verdad y sus enseñanzas que nos ha dejado. Tal vez aparezcan personas que nos animen a desertar y a callar pero no tenemos porqué temer de éstas ni de lo que dicen, pues Dios siempre nos cuida y protege para continuar siendo buen testimonio. No temas declarar tu fe en Dios y Cristo.

viernes, 20 de mayo de 2016

#141 | Ser bendición

¡Cállense! ¡No sean tan orgullosos!
¡No hablen como la gente presumida!
Dios nos conoce muy bien;
sabe cuándo hacemos lo bueno
y cuándo hacemos lo malo.
1 Samuel 2:3
Dios nos conoce muy bien. Cuando somos bendecidos y nos sentimos ayudados por Él, sabe qué será de nosotros; pero espera atento a que no hagamos lo malo y hagamos lo bueno. Seamos sinceros y responsables con lo que Dios nos da, seamos agradecidos y no presumamos ni nos enorgullezcamos por haber sido bendecidos. Hagamos lo bueno y pidamos ayuda a Dios para quitar lo malo. Dios conoce lo que hay en nuestro corazón, sabe todo lo que sucede en nuestro día a día pero espera y nos anima a buscar su ayuda. Dios nos conoce muy bien y, aunque pueda parecer increíble, nos ama, a pesar de cómo somos o dejamos de ser, nos sigue amando, sigue queriendo lo mejor para nosotros. Por ello, mostremos y seamos lo bueno que hay en nosotros. Seamos de bendición.

miércoles, 18 de mayo de 2016

#139 | Activo y esforzado

Rut 2
1-2. Pocos días después, Rut le dijo a Noemí:
—Déjame ir a recoger espigas. Seguramente los que cosechan en los campos me dejarán seguirlos para recoger las espigas que vayan quedando.
Noemí le dijo:
—Anda, hija mía.
3. Entonces Rut se fue a un campo de cebada y comenzó a recoger las espigas que dejaban los trabajadores. Sin saberlo, Rut tuvo la buena suerte de ir a trabajar al campo de un familiar de Elimélec, el difunto esposo de Noemí. Ese familiar se llamaba Booz, y además era muy rico y muy importante en Belén.
4. Ocurrió que ese día Booz salió de Belén para vigilar el trabajo en sus campos. Cuando llegó al campo, saludó a los trabajadores:
—¡Que Dios los cuide a todos!
Y ellos respondieron:
—¡Que Dios te siga bendiciendo!
5. Luego Booz le preguntó al jefe de los trabajadores:
—¿Quién es esa muchacha?
6. El jefe contestó:
—Es la muchacha de Moab que vino con Noemí. 7. Me suplicó que la dejara recoger las espigas que se les caen a los trabajadores. Desde que llegó en la mañana, ha estado trabajando duramente, y apenas ahora está tomando un corto descanso en la choza.
8. Booz llamó a Rut y le dijo:
—Oye bien lo que te voy a decir: no vayas a recoger espigas en otros campos; quédate aquí 9. y acompaña a mis trabajadoras. Mira bien por dónde van, y síguelas. Les he ordenado a mis trabajadores que no te molesten. Cuando tengas sed, ve y toma agua de las jarras que ellos han llenado.
10. Entonces Rut, en señal de humildad, se inclinó hasta tocar el suelo con la frente, y le preguntó a Booz:
—¿Por qué es usted tan amable conmigo? ¿Por qué se preocupa tanto por mí, si soy una simple extranjera?
11. Booz le contestó:
—Ya me han contado todo lo que has hecho por tu suegra, después de que murió tu esposo. Sé que dejaste a tu familia y tu país para venir a vivir con nosotros, que somos gente totalmente desconocida para ti. 12. ¡Que Dios te premie por todo lo que has hecho! ¡Que el Dios de Israel, en quien ahora buscas protección, te haga mucho bien!
13. Entonces Rut le dijo a Booz:
—¡Muchas gracias, señor! Usted es muy bueno conmigo y me ha hecho sentir bien, aunque ni siquiera soy como una de sus criadas.
14. A la hora de comer, Booz invitó a Rut y le dijo:
—Ven, acércate; aquí hay pan, salsa y granos tostados.
Rut fue y se sentó a comer junto con todos los demás trabajadores. Comió hasta quedar satisfecha, y hasta le sobró comida para llevarle a su suegra.
15. Cuando Rut regresó a recoger espigas, Booz ordenó a los trabajadores:
—Dejen que Rut también recoja espigas donde están los manojos de cebada. 16. Además, dejen caer espigas de sus propios manojos para que ella las pueda recoger. Y no la molesten.
17. Rut estuvo recogiendo espigas hasta que empezó a oscurecer. Cuando separó el grano de las espigas, se dio cuenta de que había recogido más de veinte kilos de cebada. 18. Tomó la cebada y regresó a Belén para mostrarle a su suegra todo lo que había recogido ese día. También le dio a Noemí la comida que le había quedado. Noemí, entonces preguntó:
19. —¿Dónde estuviste trabajando hoy? ¿Cómo es que pudiste recoger tanta cebada? ¡Qué Dios bendiga mucho a quien tanto te ha ayudado!
Rut le contó a su suegra que había estado trabajando en el campo de un señor llamado Booz. 20. Por eso Noemí le dijo:
—¡Que Dios lo bendiga! ¡Qué bueno es ese hombre con nosotras y con nuestros familiares muertos! Déjame decirte que ese hombre es familiar de mi esposo, y de acuerdo con nuestras leyes tiene el deber de protegernos.
21. Rut añadió:
—Pues él me dijo que podía quedarme a trabajar con las demás trabajadoras hasta que se termine la cosecha de cebada.
22. Entonces Noemí le dijo a Rut:
—¡Qué bueno, hija mía! Quédate a trabajar en el campo de Booz. Y no te alejes de sus trabajadores, para que nadie te moleste.
23. Rut siguió recogiendo espigas con las trabajadoras de Booz hasta que terminó la cosecha de cebada y de trigo. Mientras tanto, vivía con su suegra.
Cuando nos activamos y trabajamos esforzados desde temprano hasta el final en algo, Dios lo ve y hace que seamos bendecidos para prepararnos a ser llevados a un nivel mejor. Dios presta atención de nuestro día, de lo que hacemos y de lo que no, de cómo y cuánto tiempo lo hacemos. Cuando trabajamos duramente, Dios reconoce nuestro trabajo y nos ayuda para que todo nos salga bien, haciendo que nada nos falte para que continuemos trabajando. Así, Dios nos bendice para que seamos de bendición a otros.

viernes, 6 de mayo de 2016

#127 | Ser confiable

La gente que no es confiable ni capaz de tomar buenas decisiones no recibirá nada del Señor.
Santiago 1:7-8
Dios bendice a quien trabaja, a quien está en constante movimiento y que cuando surge un impedimento, pone su confianza en Él para salir adelante. Aunque este versículo puede resultar fuerte, está lleno de sabiduría y verdad. Como hijos de Dios y discípulos de Jesús, tenemos que ser personas confiables y capaces de tomar buenas decisiones, capaces de ver a través de éstas y llegar a buen puerto. Dios da a quienes piden, a los que buscan y los que tocan puertas. Dios bendice a quien no se queda en el "quiero" sino que se mueve hasta hacerlo y obtener lo que quiere. Dios bendice a quienes confían en Él y son deciden seguir sus enseñanzas. Pero si desconfiamos, significa que no somos tan confiables como creemos y si decidimos mal, no nos irá tan bien como esperamos, por ello no recibiremos nada. Por eso, seamos gente de confianza y que confíe en Dios, gente que piense, razone y decida con ayuda de Dios. Seamos unidos a Dios, busquémosle a Él y recibiremos conforme a nuestra fe.

martes, 3 de mayo de 2016

#124 | Estar al día

Nunca dejes de leer el libro de la Ley; estúdialo de día y de noche, y ponlo en práctica, para que tengas éxito en todo lo que hagas.
Josue 1:8
Cuando dejas de leer la Palabra de Dios, poco a poco, al pasar los días, es comprensible que veamos situaciones del día a día de una forma diferentes y nos demos cuenta de que estamos desorientados sin una palabra que nos anime o guíe. Por ello, Dios dice que nunca debemos dejar de leer la Biblia, estudiarla y ponerla en práctica. Así es como conseguiremos tener éxito en lo que hagamos, dirección a dónde dirigirnos, ánimo cuando enflaquecemos y ayuda cuando la necesitamos. Dios quiere que nos vaya bien, por ello nos ha dejado su Palabra a nuestro alcance, para que cuando le busquemos, le encontremos. 

Diseño del blog por G. Bleiÿ B. || Aprendí con ♥L ♥C ♥A ♥K ♥P ♥J ♥CB || Recursos de ♥G ♥FA ♥FI || Con la tecnología de Blogger.